Stormy Daniels en Erotica LA 2008

Siguiendo con el pequeno reportaje que estamos haciendo con el festival erotico Erotica LA 2008, nos toca ensenaros de cerca a Stormy Daniels, ganadora del premio FAME como mejor director y la numero uno de las cien mejores actrices porno segun la reviste Genesis. Brutal no? Pues os la queremos ensenar de cerca. Ahi la teneis firmando autografos a los que se acercaban hasta ella.

Haciendo un repaso a su biografia encontramos que en su infancia, Stormy fue una gran seguidora de la hípica y el ballet clásico. De hecho, llegó a participar en exhibiciones locales de hípica y bailó en varias companías de ballet clásico.

Stormy comenzó en el mundo del striptease, como otras muchas actrices porno. “Empecé a desnudarme en público para ganarme algún dinerillo extra para mis vicios. Cuando cumplí los 18 me operé las tetas y decidí dedicarme al striptease de un modo más profesional. Hacer porno surgió de forma natural”, reconoce. Fue en el The Gold Club Cabaret, el club de strippers más famoso de Luisiana. En septiembre de 2002 firmó con la prestigiosa Wicked Pictures (que ya trabajó con chicas del calibre de Jenna Jameson) después de que éstos estudios se fijaran en ella tras célebres escenas lésbicas con su íntima amiga, la explosiva Devon en American Girls # 2, junto a Mary Carey en Hot Showers 6 o junto a Jenna Haze en Splendor.

Su espectacular cuerpo la ha ayudado a conseguir múltiples premios de la Academia pornográfica, como el Premio AVN como mejor starlette, y portadas en revistas como Playboy, Penthouse o Hustler. Y es que, “saberte y sentirte deseada brinda cierta sensación de poder, sobre todo, ante el que te desea”, cree firmemente Stormy, que confiesa, además, “sentir y experimentar la sexualidad como saborear un helado de vainilla con caramelo.

La reina del porno, Jenna Jameson, es el ejemplo a seguir para Stormy ya que, según la propia Daniels o Waters (los pseudónimos que ella misma suele alternar), “es una mujer que lo ha tenido difícil en la vida. Lo ha pasado muy mal y, sin embargo, siempre se ha tomado en serio el negocio del porno. Se ha convertido en un ejemplo para las demás chicas que nos dedicamos al cine X. Es la número uno.

Desde 2004 a 2006 ha ido compatibilizando la actuación con la dirección en Wicked Pictures, donde es la mujer estrella actualmente de estos estudios californianos. Stormy asegura que “antes de todo esto yo era escritora, escribía poesía y cuentos. Además trabajaba en el periódico de la preparatoria porque quería ser periodista. Después, cuando entré a este negocio, comencé a salir con un chico que era guionista y director. Un día le dije “yo también puedo escribir un guión”, pero él se rió de mí y me hizo enojar tanto que me puse a escribir. Decidí ser directora porque los directores siempre filmaban su interpretación de lo que yo escribía. Muchas veces las películas terminadas no eran lo que yo tenía en la cabeza.

Un día le dije a la gente de Wicked Pictures —la companía para la que trabajo— que yo quería dirigir para ver si podía plasmar en la pantalla lo que había escrito e imaginado. Mi primera cinta fue One night in Vegas. He escrito durante tres anos y medio y dirigido dos y medio, es algo que realmente disfruto. Es algo que también me dejará mantenerme en la industria cuando ya no quiera actuar porque me quiera casar o porque quiera tener un hijo. Como actriz, el período de una chica es de aproximadamente cinco anos, pero el mío será más amplio.

Efectivamente, su primera película bajo la dirección fue One night in Las Vegas. También acaba de dirigir Second thoughts y ha realizado el guión de 15 películas para Wicked. Sin embargo, la carrera empresarial de Stormy continúo hasta crear su propia productora, Stormy Entertainment. “Me cansé de que todos hicieran dinero a costa mía. Estaba muy agradecida con Wicked Pictures porque me habían dejado dirigir, pero la mejor forma de ganar dinero en esta industria es produciendo tus propias películas. Aún tengo contrato para trabajar con Wicked, pero ya tengo mi propia casa productora que se llama Stormy Entertainment.

Con Wicked Pictures una película puede tener varias historias, mucha producción, vestuarios y maquillaje y se invierten entre 65.000 y 70.000 dólares por película. En Stormy Entertainment no tendremos tanta producción, así que serán aproximadamente 30.000 dólares.

Se casó con su companero actor Pat Myne en el 2004.


Deja un comentario